Por qué lo hacemos


Un mundo más justo no tiene precio


Ya sea con el apoyo de nuestros profesionales o de nuestros cooperantes voluntarios, tenemos la profunda convicción de que el derecho puede ser un instrumento de cambio y de desarrollo que beneficie a individuos y colectivos.

Día tras día, los miembros de nuestro equipo tratan con seres humanos excepcionales que han sido testigo.as o incluso víctimas de las peores atrocidades imaginables.

Los derechos fundamentales que nos unen como seres humanos, sin importar nuestro origen o nacionalidad, no son una ilusión, sino una realidad.

Trabajamos sin cesar para poner a disposición de nuestros socios las herramientas adecuadas y ejercer el impulso necesario para difundir estos derechos, a fin de que no solo se reconozcan, sino que se apliquen.

 


El ser humano ante todo


Nuestra razón de ser emana de ciertos aspectos esenciales que nos dotan de un sentimiento de deber cumplido, en particular:

  • la emoción y el orgullo de las víctimas que, tras varias décadas de espera, por fin logran un acceso a la justicia y ven a su verdugo en el banquillo de lo.as acusado.as;
  • los gritos de alegría y los fuertes abrazos de un grupo de mujeres víctimas de la violencia sexual cuando se pronuncia una sentencia condenatoria;
  • el testimonio de estremecedor agradecimiento de lo.as sobrevivientes de masacres que, tras un veredicto en el que se condena a lo.as responsables de la terrible violencia contra sus comunidades, nos dicen que al fin podrán recobrar un cierto grado de dignidad;
  • la ferviente mirada de un cooperante voluntario.a que, gracias a la experiencia adquirida en nuestra organización, decide perseguir su vocación de defensa de los derechos humanos;
  • la gratitud de lo.as abogado.as y de las organizaciones de defensa de los derechos humanos, que dicen contar ahora con mejores herramientas para seguir luchando a favor del respeto de los derechos humanos.

Permitir avances espectaculares en materia de derecho internacional, suscitar nuevas vocaciones, sensibilizar aún más al público sobre la dimensión humana de los conflictos, cambiar de forma tangible las vidas de las personas: este es el desafío que le invitamos a superar junto con nosotros.


Para hacerse miembro, voluntario o realizar una donación a Abogados sin fronteras Canadá, PULSE AQUÍ.


Gracias a nuestros socios sin fronteras

Consulter la liste des partenaires